Acceder a EllasNo lo dudes preséntate al premio de innovación para recibir tus ayudas

¿Cómo se come eso?

La creatividad y la tecnología tienen un sabor diferente en nuestro tiempo. Para disfrutarlo a plenitud y sin remordimientos les dejo las siguientes líneas información en tres platos.

Plato uno: cómo cambian las cosas.

Hace un par de años hablar de las aplicaciones conocidas como Apps, era algo como exclusivo de grandes empresas. Muchos expertos debatían entre si era o no recomendable una aplicación para un negocio que no fuera de grandes dimensiones y, todo tenía que ver con sus costos. Hoy las cosas han cambiado, de la misma manera que la innovación cambió la forma en la que se pensaba con las primeras computadoras, como algo que era exclusivo para grandes negocios, hoy en día sabemos cuál es la realidad, una diametralmente contraria a lo que se pensaba.

En la medida en la que la tecnología se desarrolla se hace más barata, porque entre otras cosas se comparte y esta es una de las grandes lecciones de internet y de la gente que la alimenta, que somos todos nosotros. Casi que instintivamente tenemos la tendencia a compartir, porque sabemos que al hacerlo hay más oportunidades de que nuestras ideas progresen, eso va en contra de la creencia en algunas partes del mundo que las cosas hay que guardárselas para sí, para poder hacer dinero con ellas. Por supuesto, que hay claves que no se comparten; pero lo que trato de decir es que el crecimiento viene una vez que eso se hace.

Plato dos: dinero que entre por la mesa.

comida sana

Existe un negocio que se hace muy próspero y que comenzó por la necesidad de dar de comer a los viajeros, me refiero a los restaurantes. La gastronomía es un negocio de cifras astronómicas. En España con más de 10 millones de viajeros al año y alrededor de 300 mil restaurantes, bares y cafeterías hay un mundo de posibilidades para aprovechar oportunidades de un negocio repleto de innovación. Ese volumen de turistas gastó en 2017 una cifra cercana a los  9.600 millones de euros, eso es una cantidad muy respetable y atractiva ¿No te parece?

Plato tres: tecnología directo al paladar.

smartphone

La gente no solo quiere comer, ya no se trata solo del sabor de los platos que de más está decir, es exquisito. Los visitantes quieren saber de dónde viene el plato, conocer más sobre la cultura, evalúan con rigurosidad el servicio y no solo se trata de lujo, todo depende del concepto del restaurante. La forma en cómo se presente el servicio integral es lo que cuenta y tener una App para un restaurante, por pequeño que sea es posible, solo que debes contar con la asesoría adecuada para hacerlo realidad. No se trata de tener una aplicación por tenerla, sino es cosa de que esta le agregue valor al comprador.

Pudiendo tener el menú en su móvil sin necesidad de pedirlo al mesero, pedir a través de él, y además pagar y finalmente dejar su opinión sobre su experiencia, eso no tiene precio.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR